Te vas a sorprender…

Negociar en el mercado de divisas, también conocido como negociar en Forex, puede ser un pasatiempos emocionante y, además, una segunda fuente de ingresos. Por compararlo con algo, el mercado bursátil de acciones mueve alrededor de 22 mil millones de dólares al día, mientras que el mercado de forex mueve 5 trillones de dólares. Puedes ganar mucho dinero sin necesidad de una inversión inicial demasiado grande, y pronosticar la dirección en la que se moverá el mercado puede ser muy interesante intelectualmente. Además, puedes negociar en forex desde Internet de manera sencilla.

Entiende el vocabulario básico del forex.
La divisa que gastas en forex, sea cual sea la moneda, se llama “divisa de base”. La divisa que vas a comprar se llama “divisa objetivo”. En el mercado de forex, utilizas un tipo de moneda para comprar otra.
El “tipo de cambio” te indica cuanto tienes que pagar en la divisa objetivo para comprar la divisa de base. Por ejemplo, si quieres comprar Dólares Americanos (USD) usando Libras Esterlinas (GBP), verás un tipo de cambio parecido a esto: GBP/USD=1.5895. Esto significa que deberás gastar 1.5895 USD para comprar un GBP.
Una posición “larga” significa que quieres comprar la divisa base y vender la divisa objetivo. En el ejemplo de antes, estarías vendiendo Dólares Americanos para comprar Libras Esterlinas.
Una posición “corta” significa que quieres comprar la divisa objetivo y vender la divisa base. En el ejemplo, venderías las Libras para comprar Dólares con ellas.
El precio “Oferta” (“Bid” en Inglés), es el precio al que tu broker querría comprar la divisa de base a cambio de la divisa objetivo. El precio de Oferta es el precio al que puedes “vender” la divisa objetivo al mercado.
El precio “Demanda” (“Ask” en inglés), es el precio al que tu broker te vende la divisa base a cambio de la divisa objetivo. De igual modo, el precio de demanda es el precio al que puedes comprar la divisa desde el mercado.
El “spread” es la diferencia entre el precio de Oferta y el de Demanda.

Aprende a leer un tipo de cambio en forex. Verás dos números en el tipo de cambio de cada divisa: el precio de Oferta, a la izquierda, y el precio de Demanda, a la derecha.

Decide qué pareja de divisas quieres comprar y vender.
Aprende a hacer predicciones de la economía de esas dos divisas. Si piensas que la economía de los Estados Unidos se debilitará, lo que será malo para el Dólar Estadounidense, entonces querrás vender Dólares y comprar con ellos una divisa que vaya a fortalecerse.
Investiga los balances de exportaciones e importaciones de cada país. Si un país tiene muchos productos que exportar, el país querrá ganar dinero mediante la exportación. Este hecho produce una mejora en la economía del país, y producirá un efecto positivo en el valor de su divisa.
Ten en cuenta los acontecimientos políticos. Si un país tiene elecciones próximamente, su divisa podrá fortalecerse o debilitarse según el líder político que las gane, debido a la orientación económica de los diferentes partidos. Además, si el gobierno de cierto país genera medidas que estimulan el crecimiento económico, su divisa aumentará su valor.
Lee los análisis económicos. Los análisis de crecimiento económico y del estado de la producción industrial, así como los datos sobre el desempleo y la inflación, tienen mucho efecto en el valor de las divisas.

Aprende a calcular los beneficios.
El valor entre dos divisas diferentes se mide en “pips”. Normalmente, un pip es un cambio de 0,0001 en el valor de cierta divisa respecto a otra. Por ejemplo, si el Euro respecto al Dolar cambia de 1.5467 a 1.5468, el valor de la pareja de divisas EUR/USD a aumentado 1 pip.
Fíjate en el número de pips que ha cambiado la pareja de divisas desde que la compraste hasta que la vendiste, o viceversa. Así sabrás si has ganado dinero con la operación o no

admin

Deja tu comentario